Our Motto:

We yell because we don't care

jueves, 27 de noviembre de 2008

Sabiduría


"Las ideas están en el aire: solo las tienes que agarrar"
Bob Dylan, probablemente parafraseando a su peluquero.

Nadie es más inteligente que el resto de las personas juntas. Basándonos en ésto, cualquier grupo de personas lo suficientemente grande es capaz de razonamientos más asombrosos que los de cualquier mente del Renacimiento o de la Ilustración. Y aún más: cualquier individuo puede llegar a tener una epifanía, una revelación sobre la verdad del Universo que esté a la altura de cualquier idea salida de un sabio griego. Sólo es cuestión de que las neuronas se conecten en forma adecuada, se disparen los impulsos eléctricos y voilá, eres todo un Descartes por unos segundos. En ese mismo sentido, todos esos impulsos creativos afectan de una manera u otra a las personas que logran captarlos, y se crea una red enla que las personas hacen de neuronas y toda la humanidad de un gran cerebro. Inevitablemente, la mayor parte de esos chispazos de genialidad se pierden en el ruido de fondo de la vida cotidiana, gracias a que sus autores son entes desconocidos de esta gran tragicomedia a la que llamamos vida. Sin embargo, unas cuantas muestras de esta capacidad de raciocinio logran sobrevivir, traspasar el velo del tiempo y del espacio, y siguen dando vueltas en el mundo, influenciando otros cerebros - neuronas, ya sea en sus acciones o en sus pensamientos. La cadena continúa indefinidamente, callada, hasta que alguien con una capacidad un poco superior al del resto (más inteligente, más curiosa o con más tiempo libre) logra hilar más de uno de estos cursos de ideas y bam!, alguien inventa la pólvora, el teléfono o Final Fantasy. El genio clásico no existe. Sólo hay personas más atentas al teléfono descompuesto que constituye el pensamiento humano que otras.

¿Y a qué viene todo este sermón? Bueno, pienso que si todo mundo pudiera acceder a todas las ideas del mundo, todos seríamos genios. Lamentablemente, como ya dije, muchas ideas se pierden porque nadie se toma la molestia de ponerles atención. Y en vista de que todo lo que pones en Internet dura para siempre, pongo aquí algunas frases que me ha todcado oír por allí y que me han parecido cuando menos peculiares, y que podrían servirle a alguno para reorientar su vida o a ponerle parlamentos a un guión que estén escribiendo:

Neologismos

Rarear, zipear, enzipar: En computación, sinónimos de comprimir

Recita: Agendar una nueva cita
Horrorganigrama: Organigrama mal hecho


Aforismos

Yo no tengo amigos, hago clientes

No te he visto desde la última vez que te ví

La verdad es la verdad y la mentira es la mentira

Vale más una pálida tinta que una brillante memoria

La vida es como la comida: tarde o temprano la tienes que cagar

Son algunos de los que me acuerdo. Luego les paso más para que se inspiren.

2 comentarios:

William Saints dijo...

Aaaaaaaaaaaaaaaaaah...

¿Quieres ver las chichis de Belinda?

DerWittenbergman dijo...

William: No gracias, que de seguro están en resolución VGA, guácala. Pero a ella le vuelvo a decir: la vida es como la comida....